Domingo, 17 de Diciembre del 2017



Modelos territoriales y Cartera de Proyectos Estratégicos

El proceso del PET se comenzó en 2004 con una primera convocatoria a las áreas provinciales afines a planificación territorial, con particular acento en la ejecución de obras de infraestructura e inversión pública. La propuesta inicial de trabajo fue el diagnóstico de los territorios provinciales, la formulación de visiones estratégicas expresadas en objetivos y lineamientos, la construcción de Modelos Actuales y Modelos Deseados de cada jurisdicción y la identificación de proyectos estratégicos de infraestructura para impulsar la transformación del primero en el segundo. Se generaron instancias de articulación interprovincial de planificación y se elaboraron, utilizando tanto los modelos provinciales como la información aportada por otros organismos nacionales de incidencia territorial, las síntesis de Modelo Actual y Modelo Deseado del Territorio Nacional con un horizonte de concreción al año 2016.

En el año 2008 se publicó el Avance I del PET, que reunió los productos de esta etapa del trabajo. La presentación de este documento supuso un primer hito para instalar a la planificación territorial como responsabilidad fundamental del Estado.

En el año 2010, como parte de los festejos por la conmemoración del Bicentenario de la Revolución de Mayo, se realizó el encuentro “La Planificación Territorial como Política de Estado” en el cual, además de dar difusión al trabajo de planificación en marcha a través de un Avance Bicentenario del PET, se presentó el Anteproyecto de Ley Nacional de Ordenamiento Territorial, elaborado por la Comisión de Legislación del COFEPLAN.

Paralelamente, se llevó a cabo una segunda etapa de trabajo en el marco del PET, basada en el ajuste de las Carteras de proyectos estratégicos de infraestructura. Para ello se diseñó una metodología de identificación y ponderación del impacto territorial de proyectos compuesta de tres herramientas. En primer lugar, árboles de problemas y objetivos para cotejar la coherencia de las visiones estratégicas e identificar posibles proyectos y programas de inversión. En segundo término, matrices multicriterio para analizar el impacto territorial de cada proyecto identificado de acuerdo a criterios económicos, sociales, ambientales y espaciales. Por último, matriz de impacto cruzado para reconocer las sinergias de los proyectos entre sí. Esta metodología se consensuó con los equipos provinciales de planificación y se implementó al tiempo que se actualizaron los Modelos Territoriales, dando lugar a listados de obras estratégicas consideradas prioritarias por cada provincia. Al igual que en la primera etapa, se establecieron ámbitos de trabajo interjurisdiccionales y se construyó, a través de una interpretación de escala nacional con aportes de otros programas de la Subsecretaría y de otros organismos nacionales de incidencia territorial, una cartera ponderada de proyectos estratégicos nacionales para la concreción del Modelo Territorial Deseado.

En el año 2012 se publicó el Avance II del PET, donde se incluyó el producto de la implementación de la metodología de ponderación estratégica así como los avances de otras acciones de la Subsecretaría. Este documento se presentó en todas las regiones del país, en el marco de la realización de los talleres de prospectiva del programa Los Territorios del Futuro, instancias que forman parte de la tercera etapa de desarrollo del PET.

Enlaces Relacionados

• PET Avance I (2008)

• PET Edición Bicentenario (2010)

• PET Avance II (2011)

• Sistema de Identificación y Ponderación de Proyectos Estratégicos (SIPPE)